A casa de tu hermano no vayas de ordinario; y menos si es casado.

Todavía sin comentarios.

Escribe un comentario: