A los quince el que quise, a los veinte el que quiso mi gente y a los treinta el que se presenta.

Todavía sin comentarios.

Escribe un comentario: