Échate a enfermar y sabrás quien te quiere bien y quién ta quiere mal.

Todavía sin comentarios.

Escribe un comentario: