El ocio no queda impune; quien no trabaje, que ayune.

Todavía sin comentarios.

Escribe un comentario: