La riqueza de un pueblo no es la del suelo sino la del cerebro.

Todavía sin comentarios.

Escribe un comentario: