Todos somos iguales en el nacer y en el morir, aunque no sea en el vivir.

Todavía sin comentarios.

Escribe un comentario: